¿En qué consiste el lifting sin cirugía?

El lifting sin cirugía es un estiramiento facial no quirúrgico, mínimamente invasivo, cuyo objetivo es mejorar la apariencia de arrugas y líneas finas, dando a los pacientes una apariencia más juvenil, no requiriendo ningún tipo de cirugía ni anestesia.

El lifting facial sin cirugía está recomendado para pacientes que presentan cierta flacidez facial y es un tratamiento que cuenta con varias ventajas, como la brevedad de las sesiones y que apenas interrumpe el día a día del paciente.

Este tratamiento es menos invasivo que el lifting con cirugía y, a su vez, los resultados son muy eficaces y duraderos. La Dra. Mery Lamah tiene una amplia experiencia en realizar tratamientos de lifting sin cirugía y los resultados son muy naturales, armónicos y duraderos.

Para ello, emplea una combinación de técnicas y tratamientos tales como:

    PIDE INFORMACIÓN SIN COMPROMISO

    He leído y acepto la política de privacidad

    Solicita información llamando al 672364736

    Características de la aplicación del lifting sin cirugía

    Casi todos los procedimientos requieren de unos pocos minutos y prácticamente no necesitan un período de recuperación, siendo también mínima su atención postoperatoria que, en el caso de un estiramiento facial quirúrgico, necesita un período de recuperación que puede durar meses.

    El tratamiento se realiza con anestesia tópica, para minimizar las molestias.

    Además, una de las grandes ventajas del lifting sin cirugía es su reducido coste, siendo un tratamiento recomendado y adecuado para pacientes más jóvenes, de entre 40 y 60 años de edad, siendo posible realizar estos procedimientos tanto en hombres como en mujeres.

    Al finalizar el tratamiento, se aplica una máscara de tecnología LED para desinflamar, calmar la piel y evitar la formación de hematomas.